Todo sobre la serie web del momento

 
Infashiontube

Juliana Robledo encarna a Molly, un divertido personaje que se está tomando la web.

 

Juliana Robledo es una mujer moderna en todo el sentido de la palabra. Además de ser una modelo exitosa en la industria nacional, divide su tiempo en sus proyectos como actriz y libretista.

Ahora incursiona en la web con la divertida serie 'Nací en el país equivocado', proyecto personal que relata la vida de Molly Molano, una joven que pasa por un sinfín de tropiezos y se expone a las duras exigencias del modelaje por ir tras sus sueños.

La serie, compuesta por capítulos cortos de menos de 5 minutos, se estrenó hace dos semanas y ha sido muy bien recibida por el público. Hablamos con Juliana quien nos cuenta cómo nació Molly y qué le depara el futuro.

Juliana Robledo

¿Cómo nació Molly y la idea de 'Nací en el país equivocado? 

Las experiencias y anécdotas que he vivido como modelo son innumerables. Hace un tiempo, entre conversaciones con un amigo y con mi novio, se me ocurrió que podía llegar a ser entretenido representar aquellas historias. Empecé en un trabajo de improvisación, inspirado en cosas que había oído o que me habían pasado y luego desarrollamos los guiones de los capítulos. Así surgió todo.

¿Cómo está construida la serie? 

Éste es un producto experimental. Si la cosa sigue funcionando como hasta ahora lo ha venido haciendo, tenemos planeado realizar diferentes temporadas temáticas en las que Molly se tenga que enfrentar a distintas situaciones. Pero todavía no hemos planteado un límite… Eso es lo divertido de este proyecto, que contamos con gran libertad para tomar decisiones.

Eres actriz, modelo, guionista y productora, la mezcla perfecta para crear a Molly, ¿qué características tiene Molly de ti? 

Muchas. Molly surge de experiencias que he tenido y de la manera en que yo tomo del pelo con respecto a ellas. Ese sarcasmo que la caracteriza es propio de mi manera de ser. Mi sentido del humor es bastante ácido y este personaje resultó siendo para mí un excelente medio de expresión.

La serie comenzó hace poco pero ha recibido una respuesta positiva del público, ¿por qué crees que se da este fenómeno? 

Yo apunto a dos conclusiones: La primera es que el tema del mundo del modelaje es algo que le interesa a la mayoría de la gente. Aunque muchos lo juzguen de superficial, es cierto que es un ambiente que resulta atractivo a los ojos de varios. Y la segunda es que, en realidad, en la serie no solo se habla de modelos sino de mujeres. Me explico: todas nos preocupamos por nuestro peso y nuestras medidas, a casi todas nos ha tocado caminar con tacones por las calles disparejas de la ciudad y sin duda la mayoría ha tenido que enfrentarse a cierto tipo de competencia frente a otras mujeres. Esos son temas con los que todas nos identificamos.

Las modelos están expuestas a cientos de estereotipos, ¿cuál es el que te molesta más y por qué?

A mí me molesta que la gente considere que por que vivimos de nuestra imagen somos seres tontos y vacíos. Si uno se pone a pensar, en realidad, las modelos somos mujeres que desde muy jóvenes tomamos la decisión de trabajar con el propósito de surgir en la vida. La mayoría de modelos se pagan sus estudios, buscan su independencia, quieren tener carreras exitosas, etc. Tengo amigas modelos que son abogadas y filósofas a la vez. No creo que se trate de niñas bobas.

¿Qué mensaje buscas transmitir a las chicas que están comenzando en el mundo del modelaje?

Más que a las que a las niñas que están empezando a trabajar como modelos, busco hablarle a las mujeres en general. Nos hemos dado cuenta que nuestro grupo objetivo consiste principalmente en mujeres de 18 a 34 años en distintos países de habla hispana… Yo soy una abanderada del empoderamiento femenino y quiero decirle a las mujeres que no se den tanto palo entre sí, que en lugar de ser competencia deberíamos ser equipo.

¿En tu carrera como modelo has tenido que enfrentarte a los problemas por los que ha pasado Molly?

Algunas cosas de las que narro son ciertas. Antes de vivir en pareja, mi nevera no era tan distinta a la de Molly, por ejemplo.  Pero es evidente que algunas otras cosas las caricaturizo con el propósito de hacer reír y/o de generar compasión por un personaje que resulta ser bastante complejo.

¿Qué le espera a Molly? ¿Vamos a sufrir por ella?

Yo creo que sí, bastante. Pero estoy segura que también la van a odiar en ocasiones. Decidimos apostarle a un personaje femenino que se alejara del de la mayoría de roles protagónicos: queremos mostrar una mujer con defectos, con dudas y con envidias, un individuo alejado de esa perfección inventada que muchas veces los medios pretenden mostrarnos. 

¿Qué le cambiarías a la industria del modelaje colombiano? 

Como siempre lo digo, una de las cosas que más me molestan es que permanentemente queramos “parecernos” a lo que viene de afuera. Me gustaría que dentro de esta industria nos aceptáramos tal cual somos y explotáramos nuestros atributos. Las colombianas somos mujeres hermosas y de diversos tipos, eso deberíamos aprovecharlo con más ahínco.

 

#videosinfashion